Por Cheyenne Lab

Hola, amigos y amigas, muy buenas! Increíble pero, contra el pronóstico de unos cuantos y siempre saltando obstáculos, hemos llegado al segundo año de vida. Parece que tan mal no lo hemos hecho… ¡¡Salud entonces!!
¿Qué tal estáis? Vamos rápido que tenemos mucha información para nuestros aficionados, seguidores y amigos.

El primer trabajo que os queremos proponer es “El barbero de Siberia”, de Nikita Mikhalvof, del año 1998. La historia transcurre en Moscú en 1885 y el director nos quiere contar del amor entre Jane, una aventurera norteamericana y Tolstoi, un cadete de la escuela de oficiales del imperio ruso. Es una tragedia clásica de 180 minutos con una puesta en escena muy suave y divertida, con un trato del surrealismo que nos recuerda al maestro Fellini. Puede parecer una propaganda prorrusa pero para nosotros es todo lo contrario, es más bien una ridiculización de aquel mundo, destinado a desaparecer poco tiempo después.

Otra película muy curiosa es ”Déjame entrar“, del sueco Tomas Alfredson (2008). Estamos en la periferia de Estocolmo: nieve, frío, incomunicabilidad y los dos protagonistas, Oskar y Eli. Él es rubio, tímido, álgido, casi transparente. Ella esmorena, piel oscura y no soporta la luz. La vida de los jóvenes puede ser muy dura a veces pero la fuerza y pureza del amor los ayudará.

El tercer trabajo salió a las salas este invierno, pasando desapercibido. Es una producción franco belga: “Deuda de honor” (2013), del grandísimo Tommy Lee Jones. Película de vaqueros atípica, muy guapa y con un reparto perfecto: el mismo T. L. Jones y Hilary Swank. Los últimos 15 minutos son la bomba.

En cuanto a documentales, este mes el premio al mejor trabajo se lo lleva ”Amy, (la chica detrás del nombre)”, realizado por Asif Kapadia. El director nos quiere mostrar a la verdadera Amy Winehouse
y lo que vemos es increíble: una artista enorme, grande, única. Era alma, voz y corazón todos juntos. Desgraciadamente, nos ha dejado
demasiado pronto.

Es todo, chicos.
P.D.: Todas estas pelis son muy buenas y los actores mejores, pero el guión más espectacular y la dirección más complicada los tenéis en la tele, donde nuestros políticos actúan para todos nosotroscada día. Besos y hasta la próxima.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.